Llamanos al 662 2135330

Beto Quintanilla

Beto QuintanillaNorberto Quintanilla Iracheta nació en General de Terán, Nuevo León. Ahí realizó sus estudios de 
educación primaria y un año de secundaria. Tuvo que dejar la escuela para ayudar a su padre a trabajar.

Su familia estaba compuesta por cinco hermanos, tres hombres y dos mujeres. Su padre trabajaba en el campo y lo que ganaba no era suficiente para sufragar los gastos básicos de la familia, mucho  menos costear los estudios de sus hijos. Ante esta situación Beto decidió irse a Reynosa, Tamaulipas, a la edad de trece años y empezó a trabajar con un tío ordeñando vacas. En este rancho permanece durante todo un año.Después una tía le consigue trabajo en una tienda de ropa, lugar donde trabajó por varios años.

Desde niño le gustaba componer, en la escuela le componía declamaciones a su maestra, a su madre, a la escuela, a su tierra, etc. Pero no podía componer canciones porque no tocaba ningún instrumento musical, y no tenía ningún roce con músicos que le enseñaran . Con el tiempo conoció a un par de muchachos que tocaban el acordeón y el bajo sexto, de esa manera se fue relacionando con el mundo de la música, y así empezó a componer corridos y canciones para los grupos. Posteriormente conoció al Sr. Rubén Polanco, director artístico de una compañía disquera, quien le preguntó el porqué no interpretaba las canciones que componía, argumentando Beto que no sabía cantar. Polanco le dijo que Quintanilla tenía lo más importante: estilo, presencia y una forma diferente de cantar, que lo va a identificar sobre todos los demás, agregando que cuando grabara y la gente lo escuchara por primera vez inmediatamente sabrán que es él.

En 1976 graba temas como: “Pancho la sota”, “La panel café”, “La rafaelita”, a lo que siguieron exitos como: “ Los pilares de la cárcel”, “El quemador”, “Las cuatro camionetas”, “La carga ladeada”, “Pacas de a kilo”, “El pescado enjabonado”, “Patrulla de blanco y negro”, “Silencio de muerte”, “Dios contra el diablo”, “El ondea’o”, y muchos más.

En noviembre de 2000 salen al mercado dos de los temas más sonados en el Norte de México y Sur de Estados Unidos: los corridos “Raquenel Villanueva” y “El calabozo”, y por primera vez se grabaron 12 corridos nuevos, de los cuales 7 son de la inspiracion de Beto Quintanilla. Esta produccion fue una de las mejores en su larga trayectoria musical.

En el 2001 sale a la venta un disco lleno de los más famosos corridos que haya cantado el pueblo mexicano.

En el 2002 se oyen rumores de prohibir los corridos que hablan de dogras y es cuando el mero león del corrido escribe un tema, el cual titula “Libertad de expresión”, un corrido que cuenta la noticia del arresto y muerte de los hermanos Arellano.

En el año 2003 salió a la venta el disco titulado “Le compré la muerte a mi hijo” y “Las aguilas andan solas”, que fueron los dos temas en promoción, y tuvo mucho en sus presentaciones, este disco tuvo mucha popularidad a nivel internacional y también se mantuvo por tres meses en en las listas de los más vendidos de la revista Billboard.

Después lanzó el disco  titulado “Los angeles van al cielo”, con una canción del mismo nombre de su propia inspiracion, y que incluye el corrido “Pasajes del golfo (Osiel Cardenas)”.

El León del Corrido falleció de un paro cardíaco en la ciudad de Reynosa, Tamaulipas el 19 de marz o de 2007. La noticia fue difundida por la estación de radio Recuerdo durante el programa de Paco Pacorro y la India Edelmira.  

El nombre Beto Quintanilla es reconocido por una razón: sus narco-corridos.  A pesar de que muchas estaciones de la radio rechazaron su música, el género gano popularidad y, por esta razón, Quintanilla goza del reconocimiento en  las fronteras y ciudades más grandes como Los Angeles, Chicago y Houston.